Anchiceratops: el de la famosa gola

Nombre: Anchiceratops
Dieta: Herbívora
Peso: 2 toneladas
Periodo: Cretácico
Encontrado en: Canadá

El Anchiceratops fue un género de dinosaurio que habitó en nuestro planeta hace unos 70 millones de años. Se trata de un robusto dinosaurio que está clasificado dentro del grupo de los dinosaurios ornistiquios ceratopsianos ceratópsidos.

Este género de dinosaurio habría sido realmente robusto gracias al ancho de su cuerpo y la gran gola que tenía alrededor de su cuello. Además, para acompañar a esta peculiar gola contaba con tres cuernos sobre su cabeza.

El Anchiceratops se alimentaba de vegetales, pues era un animal herbívoro. Para ello poseía un pico con el que podía arrancar fácilmente los vegetales, tanto vegetales blandos como los más duros.

Si te está resultando interesante este dinosaurio, a continuación encontrarás información detallada y completa sobre el Anchiceratops. ¡Manténte leyendo y descubre toda la historia y las características de este dinosaurio herbívoro del cretácico!

Taxonomía del Anchiceratops

Familia Infraorden Suborden Orden Clase División Reino
Ceratopsidae Ceratopsia Neornithischia Ornithischia Sauropsida Chordata Animalia
  • El Reino de este dinosaurio es el de Animalia.
  • El Filo al que pertenece este dinosaurio es el de Chordata.
  • La Clase a la que pertenece el Anchiceratops es Sauropsida.
  • La Superorden del Anchiceratops es Dinosauria.
  • El Orden a la que pertenece Ornithischia.
  • El Suborden del Anchiceratops es Neornithischia.
  • El Infraorden de este dinosaurio es Ceratopsia.
  • La Familia a la que pertenece es Ceratopsidae.
  • La Subfamilia del Anchiceratops es Ceratopsinae.
  • El Género de este dinosaurio es Anchiceratops.
  • Y por último la especie, es: A. ornatus.
¿Sabías qué?...
Este dinosaurio tiene el nombre de Anchiceratops debido a que un investigador llamado Barnum Brown decidió bautizarlo de tal modo en el año de 1914, en los Estados Unidos de América, decisión que tuvo como base o fundamento la creencia de que el Anchiceratops era un dinosaurio de transición, es decir, se encontraba en una posición intermedia entre el misterioso Monoclonius y el temido Triceratops.

Por otro lado, tenemos a la especie del mismo nombre, Anchiceratops longirostris, la cual fue denominada de ese modo debido a un gran paleontólogo llamado Carlos M. Sternberg, precisamente en el año de 1929, sin embargo, luego de unos años y de diversos estudios, se llegó a la conclusión práctica de que en realidad esta especie no es nada más y nada menos que un sinónimo de A. ornatus.

Dibujo de un Anchiceratops

¿Dónde vivió el dinosaurio Anchiceratops?

El Anchiceratops tuvo lugar en el famoso Maastrichtiense, ubicado en lo que actualmente conocemos como América del Norte, de igual forma, recordemos que su nombre tiene un significado descriptivo “cara cercana con cuerno”.

¿Cuándo vivió el gran Anchiceratops?

Se conoce, según actualizados estudios, que este dinosaurio tuvo su existencia durante la parte final del Cretácico, es por ello que podemos suponer que tiene una antigüedad de unos 70 millones de años, en aproximado, todos estos datos los tenemos gracias a los estudios y análisis que se realizaron según los últimos descubrimientos.

Tengamos en cuenta que el Cretácico fue el último período de la enorme era llamada Mesozoica, de igual forma, el mismo período Cretácico también se encuentra dividido de forma ordenada en dos partes, por ello tenemos al Cretácico Superior y también tenemos al Cretácico Inferior.

Se ha calculado además que este período en total es uno de los períodos más extensos de toda la historia, por no decir el más extenso, es por ello que una gran cantidad de animales pueden pertenecer a este período, sin tomar demasiado en cuenta si pertenecen a la parte inferior o parte superior, esta es la explicación por la que muchas especies se han hallado durante este largo período.

¿Quién descubrió a este dinosaurio?

Restos y descubrimiento del Anchiceratops

En un principio, los primeros vestigios que tenemos acerca de este hermoso espécimen fueron hallados en un Rio llamado Red Deer, siendo más precisos este río queda situado en una pequeña provincia del país de Canadá denominada como Alberta, en el año de 1912, bajo la labor de una mediana expedición, la cual seguía órdenes del genio Barnun Brown.

Por un lado tenemos al holotipo, el cual consiste en la parte de atrás del cráneo, además que también tenemos el volante y algunos otros restos que pertenecen a otro cráneo y que por el momento se encuentran bajo mucho cuidado en un depósito ubicado dentro del Museo Americano de Historia Natural (el cual podemos encontrar en la ciudad de Nueva York, en los Estados Unidos).

Por otro lado, también tenemos presente los esfuerzos realizados por C.M. Sternberg, un científico que en el año de 1924 logró encontrar un cráneo totalmente intacto, al cual le bautizó con el nombre de A. longirostris luego de haber realizado estudios e investigaciones durante cinco años consecutivos.

Este mismo paleontólogo realizó otra hazaña parecida, ya que pudo descubrir otro individuo sin cráneo pero que poseía un esqueleto bastante conservado, el mejor conservado de su grupo, a pesar de que se percató de que la última vértebra de la columna no se encontraba dentro de los restos.

Este material encontrado por el gran Sternberg ahora mismo se encuentra disponible en museo ubicado en el país de Canadá, de modo específico en la ciudad de Ottawa.

Sin embargo, estos no fueron los últimos restos encontrados, de hecho se logró hallar otros huesos en un lugar denominado como Alberta, pero lo que sucede es que no se ha podido confirmar a ciencia cierta que dichos vestigios pertenezcan al Anchiceratops.

Un hecho innegable del que tenemos conocimiento es que la gran mayoría de los restos que se han encontrado y se han relacionado al dinosaurio del que hoy estamos hablando, fue hallada en las cercanías o en los interiores de una formación geológica denominada como Horseshoe.

Otra situación particular llegó a suscitarse, y es que diversas partes del volante del  Anchiceratops fueron halladas en una Formación de características similares, de nombre Almond de Wyoming, la cual se encuentra situada en USA.

De igual forma, otras piezas de volante del Anchiceratops se han hallado en otras formaciones más antiguas y que llaman la atención y nos hace afirmar que existe una gran probabilidad de que este dinosaurio haya poblado todo el norte de América durante muchos años.

Sobre Barnun Brown

Sobre su vida conocemos que nació en un lugar llamado Carbondale, situado en la gran Kansas, precisamente en el año de 1873, hasta que dio su último suspiro el día 5 del mes de Febrero del año de 1963.

Este señor fue el responsable del descubrimiento de los primeros restos del gran y famoso dinosaurio denominado como Tyrannosaurus rex.

Por otros escritos bibliográficos también conocemos que este personaje comenzó a interesarse por el mundo de la paleontología y de los fósiles a partir de la edad de 21 años, cuando empezó a trabajar como colaborador de otro paleontólogo (en ese tiempo de mayor experiencia) llamado Samuel Wendell Williston.

Pero el gran descubrimiento que iba a lograr, y ya lo hemos mencionado, iba a llegar en el año de 1895, año en el que encuentra un cráneo casi intacto de un Triceraptos, cráneo que luego de un par de años sería seleccionado como digno de hacer parte de uno de los museos de historia más importantes de todo el mundo, el famoso Museo de Historia Natural, situado en la esplendorosa ciudad de Nueva York.

En cuanto al descubrimiento o hallazgo del Tyrannosaurus rex, este se hizo esperar unos años más, debido a que se calcula que aproximadamente entre el año de 1902 y entre el año de 1910 dio con un gran yacimiento muy rico del Período Cretácico, en Montana.

Además del Tyrannosaurus rex, tuvo la fortuna de localizar los vestigios de un Ankylosaurus, individuos que luego iban a ser descritos por otros paleontólogos e investigadores de la época que se encontraban totalmente fascinados por el material.

Además de ello, se encargó de describir y clasificar diversos dinosaurios nuevos, de los cuales hablaremos en otro momento con mucha mayor profundidad y exactitud.

Por último, también participó en la Primera Guerra Mundial, una experiencia que le ayudaría a impulsar su carrera como explorador.

Características del dinosaurio

Descripción del Anchiceratops

Este dinosaurio tenía por longitud unos 6 metros y en altura poseía casi 3 metros, aunque siendo más precisos probablemente pudo llegar a medir hasta un poco más de 2 metros y medio. En cuanto a su peso sabemos que no sobrepasó las 2 toneladas.

Además de ello, presentaba un trío de cuernos en la zona facial, además de ciertas protuberancias de hueso que se situaban de forma preferente en el área lateral de la mandíbula, sin dejar de mencionar la evidente y gran fila de espinas en su extraña gola.

Por si algunos no recuerdan, la gola es sencillamente una porción similar ósea que se parece mucho a un volante, pero que se encuentra ubicada en la parte posterior de la cabeza, sobre todo en algunos dinosaurios.

Su pico era muy llamativo, parecido al de las aves, el cual representaba en realidad una de sus principales herramientas al momento de obtener alimento, ya que con aquel pico se encargaba de realizar cortes transversales a los vegetales que él había decidido comer o a los vegetales que se encuentren a su alcance, en época de escaso alimento.

Se dice que este pico tuvo una gran potencia y fortaleza, y por ello mismo era capaz de cortar tallos gruesos con mucha facilidad, así mismo otras plantas por más duras que fueron, no lograron sobrevivir ante el apetito de este curioso animal.

Luego de ello, este dinosaurio se disponía a masticar y triturar el alimento que había logrado arrancar en la primera fase de su proceso de alimentación.

En cuanto a los cuernos que el Anchiceratops tuvo, uno de ellos se encontraba incrustado en el hocico, brindando un aspecto temeroso y amenazador, mientras que los otros dos cuernos se encontraban justo en la zona superior a los ojos.

En cuanto a la famosa gola de este dinosaurio, nos percataremos de que posee una regular forma de rectángulo, y que precisamente en la zona en la que se ubican los bordes, esta curiosa gola presenta unas protuberancias que tienen forma de triángulo, a las cuales se les colocó la denominación de “epoccipitales”.

Por último, una de todas las características netamente diferenciadoras de este magnífico dinosaurio frente a otros individuos eran las famosas fenestras, aquellas aberturas que se encuentran situadas en el cráneo, las cuales eran de tamaño mucho menor en el Anchiceratops que en los ceratópsidos.

Como un ejemplo rápido de ceratópsido podemos mencionar al Pentaceratops.

¿Sabías qué?...
En un principio el gran paleontólogo Sternberg tuvo un error bastante grande en cuanto a la taxonomía de este dinosaurio, ya que debido al tamaño del cráneo hallado él mismo propuso colocar a este individuo dentro de una nueva especie llamada A. longirostris, el tamaño del pico también le incitaron a mantener firme tal decisión.

Pero tiempo después muchos científicos lograron descartar dicho error asegurando que las proporciones del cráneo y del pico de dicho individuo eran de lo más normal en la especie prevista.

El Anchiceratops y su Dimorfismo sexual

Relacionado a la información que te brindamos en el párrafo anterior, la explicación real del tamaño del cráneo del individuo estudiado en realidad habría pertenecido a una hembra Anchiceratops, mientras que otros cráneos hallados, que cuentan con un mayor tamaño y cuyos hocicos presentan una anatomía más robusta, pertenecerían a varios machos Anchiceratops, en los que los cuernos también llegan a ser de un tamaño mayor e incluso se encuentran situados de modo mucho más vertical.

Existen todavía muchos estudios e investigaciones que se encuentran en curso, acerca del dimorfismo sexual en diversos dinosaurios, uno de los dinosaurios que presenta mayor dimorfismo sexual es el Triceraptos, otro de ellos es el Torosaurus, y así si seguimos investigando podemos encontrar algunos ejemplos más, ejemplos en los que podemos ver claramente las diferencias entre hembras y machos del mismo género.

El Anchiceratops comparado con otros dinosaurios

Si comparamos a nuestro dinosaurio objeto de estudio hoy, con otros dinosaurios como los ceratopsianos que pertenecieron a la misma área, resulta que obtendríamos la conclusión de que el Anchiceratops vivió en lugares donde otros dinosaurios no pudieron haber vivido de forma pacífica. De hecho resulta difícil y casi imposible pensar que estos dos tuvieron que compartir el mismo territorio.

Por esa razón diversos científicos los Anchiceratops tuvieron que haber tenido su “hogar” en diversos estuarios, con mucha privacidad, lugares en el que el tipo de alimento vegetal era básicamente plantas con flores, y en una época en la que las coníferas todavía no surgían en la naturaleza.

¿Qué te parece toda esta información sobre el Anchiceratops?