Ichthyosaurus: un tierno delfín de hace millones de años

Nombre: Ichthyosaurus
Dieta: Carnívora
Peso: 90 kilogramos
Periodo: Triásico Medio a Jurásico
Encontrado en: Bélgica, Inglaterra y Suiza

El Ichthyosaurus fue un género de reptiles con un aspecto muy peculiar. Convivió con los primeros dinosaurios que aparecieron en la tierra, concretamente durante el periodo triásico (hace unos 245 millones de años atrás). A este ejemplar se le ha clasificado dentro del grupo de los reptiles saurópsidos ictiopterigios.

Este género habría tenido un aspecto realmente interesante, su apariencia era una mezcla de pez y delfín. De hecho, su nombre le da el significado de “pez lagarto”.

Este delfín prehistórico se ha descubierto en el continente europeo, concretamente en Bélgica, Inglaterra y Suiza.

Tenemos la información sobre el Ichthyosaurus más completa de todo el internet hispanohablante. ¡Descúbrelo tu mismo, lee todo acerca de este pez lagarto carnívoro del triásico!

Taxonomía del Ichthyosaurus

Género Familia Superorden Orden Clase División Reino
Ichthyosaurus Ichthyosauridae Dinosauria Ichthyosauria Sauropsida Chordata Animalia
  • El ejemplar pertenece al reino Animalia.
  • Este dinosaurio Corresponde al filo Chordata.
  • Su clase es Sauropsida.
  • El Ichthyosaurus pertenece al superorden llamado Dinosauria.
  • Su orden es el denominado Ichthyosauria.
  • Se ubica dentro de la familia denominada Ichthyosauridae.
  • Su género es el Ichthyosaurus.

Historia del Ichthyosaurus

Hace más de 140 millones de años este enorme ejemplar deambulaba por nuestro planeta, precisamente durante el período identificado como Jurásico, en la etapa inicial de éste.

Historia del Ichthyosaurus

Existen muchas similitudes entre estos extintos animales y los animales que en la actualidad conocemos como delfines, esto sucede debido a la famosa convergencia evolutiva, no obstante debemos aclarar desde un inicio que el dinosaurio protagonista de este artículo viene a ser en realidad un reptil, como ya lo sabemos, mientras tanto, el delfín de la actualidad es un mamífero, pero eso no descarta que existan muchas particularidades que acerquen a estos dos ejemplares.

Su hallazgo no resultó ser muy complicado, debido a que se encontraron vestigios en un estado de conservación intacto, una estructura ósea completa, la cual fue encontrada por una investigadora de mucho prestigio de aquel entonces, en pleno siglo XIX, el nombre de esta investigadora es el de Mary Anning, la cual procede del continente europeo.

Debido a este gran detalle se pudo estudiar con mucho detenimiento a este animal, logrando serios y rápidos avances acerca del conocimiento de su vida.

¿Sabías qué?...
Esta extraña criatura pudo llegar a medir hasta un par de metros de longitud, no obstante, si hacemos una breve pero necesaria comparación con la longitud de otros ejemplares cercanos a éste, veremos que en realidad este animal no resulta ser tan grande que digamos de hecho unos metros más pequeño.

Los hallazgos más importantes de este espécimen se afirma se hicieron en el país centro europeo de Alemania, lugar en el que fueron encontrados una enorme cantidad de vestigios de este dinosaurio, lo cual ha ayudado en gran a medida a varios científicos a discernir sobre la naturaleza y origen de este ejemplar.

Estos cientos de vestigios estaban y están tan bien conservados que incluso se les encontró aún totalmente vinculados, en muchos de los casos no fue necesaria una reconstrucción parcial del animal para poder conocer cómo se organizaba su estructura ósea, algo increíble pero cierto, un detalle no menor en este caso.

No obstante, lo más interesante de estos restos que se lograron encontrar es que algunos de estos conservaban dentro de su interior otros restos de animales, los cuales pertenecían nada más y nada menos que a las crías de aquellos, un detalle que daba a conocer diversos detalles sobre estos ejemplares, uno de ellos es que el animal protagonista de este artículo tenía la cualidad de ser vivíparo, por lo expuesto anteriormente.

Características del Ichthyosaurus

Otro de los detalles interesantes acerca de este hallazgo es que los propios vestigios mostraban claramente la forma de la piel del animal, esto les dio a conocer a diversos investigadores que el Ichthyosaurus contaba con dos estructuras muy extrañas en su anatomía.

Una de estas estructuras era una aleta ubicada en la zona dorsal conformada o compuesta por tejido carnoso, y la otra estructura que mencionamos era la de otra aleta pero situada en una zona diferente.

Parecidas cualidades presentaban otros ejemplares que al fin y al cabo eran parientes cercanos del dinosaurio protagonista de este artículo.

Descripción del Ichthyosaurus

Se conoce debido a los restos encontrados, que la estructura ósea de la zona del oído de este animal era bastante resistente, por lo que probablemente este ejemplar podía escuchar claramente cualquier tipo de sonido estando debajo del agua, un recurso que no era nada despreciable en aquella época salvaje de la prehistoria.

Alimentación del Ichthyosaurus

No obstante, se llegó a descubrir algo más interesante acerca del Ichthyosaurus, y es que su sentido de la vista era el más desarrollado de todos, el cual podía utilizar en cualquier tipo de situación, de esta forma el animal se encargaba de buscar la comida necesaria para sobrevivir y para cuidar de los suyos.

No obviemos que estos elementos visuales se encontraban totalmente recubiertos por resistentes placas que estaban conformas por tejido óseo, lo cual era muy necesario, ya que hacía falta cuidar de su habilidad más prominente.

¿Sabías qué?...
Ya que empezamos a hablar de la alimentación de este dinosaurio, probablemente quieres saber en qué se basaba dicha dieta, y obviamente los científicos saben que este ejemplar se nutría de forma básica de otros peces de menor tamaño y de algunos calamares prehistóricos que se encontraban indefensos ante su voraz ataque.

Desde el principio un grupo numeroso de investigadores dedicados a la Paleontología suponía de forma ferviente que este ejemplar se encargaba de colocar sus huevos en zona terrestre con el fin de que dichos elementos se desarrollasen para luego continuar con las siguientes fases de sus vidas.

Pero luego del descubrimiento de los vestigios que mencionamos en párrafos anteriores se llegó a corregir dicho error, ya que se demostró que las hembras en realidad mantenían a sus crías dentro de sus organismos hasta que el nuevo ser se encontrase totalmente formado y completo, a partir de entonces lograban parir a sus pequeños.

Un detalle curioso acerca de las crías del Ichthyosaurus es que estos primero necesitaban sacar la cola cuando se encontraban naciendo, de este modo evitaban ahogarse mientras llegaban al mundo, una situación confusa y complicada para ellos.