Brachiosaurus

Nombre: Brachiosaurus
Dieta: Herbívora
Peso: 35 a 90 toneladas
Periodo: Jurásico Superior
Encontrado en: Portugal, Tanzania, Algeria y USA

El Brachiosaurus fue un género de grandes dinosaurios herbívoros que habitaron nuestro planeta durante el periodo Jurásico , aproximadamente 154 millones de años atrás.

Se trata de un dinosaurio de gran tamaño que se ha clasificado dentro del grupo de los dinosaurios saurópodos.

Este género de dinosaurio tenía unas dimensiones bastante grandes, con unos 26 metros de longitud y unos 9 metros de altura. En cuanto a su peso, habría sido de aproximadamente 35 toneladas.

Este ejemplar sin duda tendría un puesto dentro de un ranking de dinosaurios más grandes jamás hallados.

El Brachiosaurus es un claro ejemplo de las características de los dinosaurios saurópodos: un cuerpo de gran tamaño, poseía un cuello muy largo y una cabeza muy pequeña en comparación.

Si te interesa saber más acerca de él… Sigue leyendo porque a continuación te ofrecemos una información completa sobre el Brachiosaurus. ¡No te vayas y descúbrelo todo acerca de este dinosaurio herbívoro del Jurásico!

Taxonomía del Brachiosaurus

 Reino  Filo  Clase  Orden Suborden  Infraorden Familia Género
 Animalia  Chordata  Sauropsida  Saurischia  Sauropodomorpha  Sauropoda  Brachiosauridae  Brachiosaurus
  • El Reino de este ejemplar es el de Animalia.
  • El Filo de este espécimen es el de Chordata.
  • La Clase de este dinosaurio es la de  Sauropsida.
  • El Orden de este animal es  Saurischia.
  • El Suborden de esta criatura es Sauropodomorpha.
  • El Infraorden de este ejemplar es Sauropoda.
  • La Familia a la que pertenece es Brachiosauridae.
  • El género al que estamos haciendo referencia es Brachiosaurus.

Debemos destacar en este punto que en la actualidad este género está representado por una única especie, B. Altithorax, pero esto podría cambiar si se hallaran nuevos restos fósiles que pertenecieran al mismo género pero que pudieran considerarse como una especie distinta.

Por este motivo desde esta plataforma haremos todo lo posible por mantener este apartado actualizado en el caso de que existieran cambios en la taxonomía de este dinosaurio.

Descubrimiento de este dinosaurio

Los restos fósiles de este dinosaurio fueron encontrados en una de las formaciones más populares de esta ciencia, en la famosa Formación Morrison, la cual se encuentra situada en la zona norte del continente americano, en el país de los Estados Unidos.

Reconstrucción de un Brachiosaurus

El trabajo de reseñar o describir a este singular animal extinto, fue llevado a cabo por un afamado investigador conocido como Elmer S. Riggs, tres años después de iniciado el siglo XX, en el año 1903.

Este investigador tomó en cuenta algunos vestigios fósiles que fueron hallados en el Río Colorado, el cual, se encuentra situado precisamente dentro de este estado con el mismo nombre, concretamente en la región oeste.

Características del Brachiosaurus

Sobre este animal podemos afirmar que la zona de su cuello no era precisamente corta, todo lo contrario, su cuello disfrutaba de ser alongado, aunque del cráneo no podemos decir lo mismo, ya que este resultaba ser de una extensión pequeña.

No obstante, su cuerpo sí disfrutaba de un tamaño excepcional, aunque esto resultaba ser bastante frecuente en los ejemplares que conocemos bajo el nombre de saurópodos.

Pero lo que realmente llega a convertir en algo especial al dinosaurio protagonista de hoy, es que las proporciones de sus estructuras no resultaban ser realmente las mismas que las proporciones de otros saurópodos.

Esto es lo mismo que decir que las extremidades de la zona delantera del Brachiosaurus resultaban ser de mayor longitud que las extremidades de la zona trasera, un hecho único en el grupo de saurópodos.

Teniendo en cuenta este importante hecho podemos afirmar que los brazos eran una cualidad simbólica en este animal, debido a ello es que se le colocó a este dinosaurio dicha denominación oficial, ya que su nombre está formado por los vocablos griegos que significan “brazo” y “lagarto”.

Además de ello, la zona de la cola también presenta una característica interesante, y es que esta resulta ser de una menor longitud si es que la comparamos con la zona del cuello, algo que no sucedía con otros ejemplares conocidos como saurópodos.

Al menos esta es una diferencia muy notoria en comparación con otros dinosaurios saurópodos que habitaron nuestro planeta durante el mismo período Jurásico.

De modo adicional debemos saber que Brachiosaurus resulta en realidad ser un género, como ya lo habíamos podido mencionar, pero además gracias a este género es que se pudo nombrar a una familia entera de dinosaurios.

Esta familia es la que ahora podemos conocer como Brachiosauridae, en la que además también podemos encontrar un grupo enorme de saurópodos de aquella época, un dato que no debemos dejar pasar desapercibido.

Descripción sobre Brachilosaurus

Sin embargo, un hecho realmente interesante sobre este animal es que muchos de los datos que hoy conocemos y presentamos en este artículo, han sido descubiertos debido a un error principalmente.

Aunque luego se comprobaría que dichos datos también pertenecerían al Brachiosaurus, y es que un científico proveniente del país de Alemania, conocido bajo el nombre de Werner Janensch, se encargó de nombrar como Brachiosaurus por error a un grupo de vestigios fósiles.

Estos restos fósiles fueron encontrados en una formación que se encontraba situada en otro continente, y luego de un tiempo todo el mundo se percataría de este error.

No obstante, gracias a ese error es que se pudo dilucidar y llegar a una serie de conclusiones que finalmente ayudaron a conocer mucho mejor tanto al Brachiosaurus como al otro ejemplar denominado como Giraffatitan brancai.

A este último ejemplar es a quien en realidad le pertenecían los vestigios fósiles hallados, el cual además resultó finalmente colocado dentro del grupo de ejemplares conocidos como braquiosáuridos, todo esta historia empezó cuatro años después de iniciada la década de 1910.

Lo que sucedió realmente es que después de diversos estudios se pudieron percatar de las diferencias que existían entre estos dos ejemplares, tal así que decidieron crear un género distinto para cada uno.

De esta forma se pudo  evitar la confusión entre estos dos animales, que en un principio parecían ser el mismo y se pensaba que eran individuos pertenecientes al género Brachiosaurus.

Lo que resulta interesante es que lo mismo llegó a repetirse en varias ocasiones, pero teniendo en cuenta a otras especies y a otros vestigios hallados en el continente africano, precisamente en zonas aledañas al país de Tanzania, lugar en el que se pudo hallar al Giraffatitan brancai.

No por ello debemos dejar de mencionar que en el continente europeo también se han suscitado casos parecidos al ya descrito, ocasionando una serie de equivocaciones y un ambiente de confusión en el mundo científico de aquel tiempo.

Lo que sí es cierto es que el dinosaurio protagonista de este artículo es uno de los más extraños y escasos que se han podido encontrar dentro de la famosa formación que ya mencionamos, y es que pocos o casi nulos han sido los restos que se han podido hallar de este animal.

De hecho se dice que no existen más de cinco individuos que se han podido encontrar en esta formación, lo que realmente supone un inconveniente para poder seguir estudiando y analizando a este dinosaurio.

Por otro lado, a este animal se le ha considerado ya desde hace muchos años como un verdadero ramoneador, lo que equivale a decir que este espécimen se encargaba de alimentarse de los vegetales que se encontraban situados en lo más alto de los árboles.

Se cree que podía llegar hasta esa altura haciendo uso de sus extremidades de la zona trasera, llegando al punto de empinarse para poder alcanzar la máxima longitud posible.

En un principio se llegó a pensar que este animal resultaba ser uno de sangre fría, pero posteriores estudios indican lo contrario, desmintiendo toda posible teoría que indicase que este animal resultaba ser de sangre fría como muchos investigadores habían determinado ya.

En un principio se llegó a creer que se trataba de un animal de sangre fría debido al gran tamaño que este presentaba y sobre todo al tipo de alimentación que debía llevar a cabo, pero como mencionamos, las propias investigaciones científicas llegaron a hacer su trabajo.

A continuación te dejamos con un vídeo donde podrás descubrir mucha más información sobre este maravilloso dinosaurio: