El perro oso

Escuchar la palabra perro oso suena verdaderamente extraño. Imagínate el perro más grande que te puedas imaginar conjuntamente con el cuerpo robusto, fuerte y grande de un oso y al hacer la fusión se convierte en un poderoso animal. Pero la pregunta es ¿ existe o ha existido?

el perro oso

Pues te voy a dar una noticia; si que existió aunque en la actualidad ya no. El perro oso o Amphicyon, es una raza carnívora extinguida de la familia de Amphicyonade que vivieron en la era del Mioceno, hace aproximadamente unos 20 millones de años y se estima que sobrevivieron hasta hace 1,8 millones. Este curioso animal, vivió en varias zonas geográficas del planeta Tierra, concretamente en América del Norte, Europa, Asia y África.

Se estima, que en aquella época el ser humano se topó en el camino con esta raza carnívora dirección a la búsqueda de temperaturas más templadas como era curiosamente Ámerica del Norte, Europa y los demás continentes mencionados y existen pruebas de ello gracias a los hallazgos descubiertos.

Caracterísiticas del perro oso

Los perros osos, tienen una complexión robusta, tenían una altura de dos a tres metros de altura y con unos dientes muy similares a los de los lobos actuales.

el perro oso

Tenía un peso aproximado entre los 400 y 500 kg. Tras su robusto cuerpo y su peso, se podría llegar a pensar que esta criatura no era nada veloz. Pues bien, hay estudios científicos que demuestran lo contrario. Eran depredadores que eran ágiles, rápidos y que a más tenían sus propias estrategias de caza sorprendiendo a las presas cuando andaban despistadas.

Otro punto a destacar, es que tenía un olfato infalible. De hecho, según estudios recientes, apuntan a que los perros osos son los mamíferos con mejor olfato de la historia. La procedencia de esta caracterísitica sinceramente se desconoce, pero tras los últimos hallazgos de restos fósiles de estos curiosos animales así lo demuestran.

A partir de ahora, si alguien te nombra algo parecido como la leyenda del perro oso no le digas que es una ficción, sino que fue real 🙂 .